Notícies

¿Es propietario de un bien inmueble en España pero no reside en territorio español?

28/01/2019 · SolventAnd Assessoria

Toda persona no residente en España y propietario de un bien inmueble en territorio español es sujeto obligado del Impuesto sobre la Renta de los No Residentes (IRNR).

En función de cual sea el destino del inmueble, las rentas sometidas a gravamen son:

A/ Inmueble Urbano de Uso Propio

  • Se aplicará con carácter general el 2% sobre el valor catastral del bien inmueble que figure en el recibo del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) 
  • En caso de bienes inmuebles cuyo valor catastral haya sido revisado o modificado y haya entrado en vigor en el periodo impositivo o en el plazo de los 10 periodos impositivos anteriores se aplicará el 1,1%.

 

Sobre este resultado se aplicará el tipo impositivo del 19% (para aquellos residentes en un país de la Unión Europea) o del 24% (para el resto de contribuyentes).

Cuando la vivienda sea propiedad de varias personas, cada una de ellas es sujeto obligado, por lo que deberán presentar declaraciones separadas.

Sobre este resultado se aplicará el tipo impositivo del 19% (para aquellos residentes en un país de la Unión Europea) o del 24% (para el resto de contribuyentes).

En el caso que no se haya sido propietario del inmueble durante todo el año o bien haya estado alquilado durante una temporada, únicamente se tendrá que declarar la parte proporcional de dicho importe.

El plazo de presentación de la correspondiente declaración será durante todo el año natural siguiente al de la fecha de devengo (31 de diciembre) mediante el Modelo 210 Impuesto sobre la Renta de No Residentes sin establecimiento permanente.

B/ Inmueble Arrendado a un tercero

En este caso, el rendimiento a declarar es el importe íntegro que se recibe del arrendatario, sin deducir gasto alguno.

No obstante, cuando se trate de contribuyentes residentes en otro Estado miembro de la Unión Europea, podrán deducir los gastos previstos en la Ley del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), siempre que se acredite que están relacionados directamente con los rendimientos obtenidos en España y que tienen un vínculo económico directo e indisociable con la actividad realizada en España. Por ejemplo, podrán deducir: los gastos de comunidad, amortizaciones, el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI), gastos de conservación etc.

Sobre este resultado, se aplicará el tipo impositivo del 24%, que será del 19% para aquellos residentes en un país de la Unión Europea.

El plazo de presentación de la correspondiente declaración será durante los veinte primeros días naturales de los meses de abril, julio, octubre y enero, en relación con las rentas cuya fecha de devengo esté comprendida en el trimestre natural anterior, mediante el Modelo 210 Impuesto sobre la Renta de No Residentes sin establecimiento permanente.

Las personas no residentes en España también son sujetos obligados del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) (tributo que se calcula en base al valor catastral del bien inmueble) y del Impuesto sobre el Patrimonio, siempre y cuando supere el mínimo exento establecido por la norma estatal.

Des de SolventAnd Assessoria nos ponemos a su disposición para resolver cualquier duda que pueda tener al respecto. Le asesoramos y gestionamos  sus obligaciones fiscales ante la Hacienda española.  

Contáctenos o llámenos al +376 855 929

Altres notícies